lunes, 24 de noviembre de 2008

Amanece, que no es poco

Y para demostrarlo, el Capitan Nombrete y su grumete Cacaculo han enviado desde las lejanas islas este vídeo que lo confirma. Estos dos intrépidos marineros han viajado por todo el mundo en un destartalado barcucho que robaron del desguace del puerto de Marsella. Han afrontado galernas, tifones y calmas chichas a mansalva. Han sufrido el hambre, la sed y la melancolía. Y han sido felices a ratitos. Algún día se contará su historia.

3 comentarios:

  1. ¡Que bonito! ¿Quién es el que llora capitán?

    ResponderEliminar
  2. http://negrasovejas.blogspot.com/24 de noviembre de 2008, 23:37

    Llora la noche. La agonía de la noche deja paso al nuevo día. En tres minutos y cincuenta y ocho segundos sucede eso tan trivial: amanece

    ResponderEliminar
  3. Es un tema de Franco Battiato y me pareció idóneo para el amanecer

    ResponderEliminar